Seleccionar página

Alma, hija de Jacqueline, al nacer tuvo varias complicaciones, su esófago no termino de formarse, neumonía, defensas bajas, y a cusa de todas estas las enfermedades fue intervenida quirúrgicamente. Estuvo 89 días internada con un diagnostico delicado y su vida corría peligro de muerte, los médicos no le daban muchas esperanzas de vida. Un grupo de la iglesia, se acercaron a ella y oraron por Alma y la bebé recibió su milagro y le dieron el alta médico, ¡Alma es un milagro de Dios!

Notas Relacionadas