México está siendo invadida por el amor de Dios, recorren calles, barrios, zonza céntricas tomando peticiones de cada persona.

 Preparados para la vigilia de oración este 10 de mayo, será un día de respuestas del cielo para cada necesidad.

“Es hermoso lo que acontece en cada lugar, la gente está predispuesta a recibir el milagro”, comentaban desde la iglesia los líderes.

¡Veremos milagros sorprendentes!